Historia de Psoriasis y cómo sobrellevarla a diario

historia psoriasis (1)La entrada en el Siglo XXI y la evolución de la sociedad a nivel tecnológico han ido introduciendo conceptos que a día de hoy son más que cotidianos.

Palabras que hace años eran inexistentes forman parte de nuestro día a día. Y, por desgracia, eso también ocurre con enfermedades como la Psoriasis. Esta dolencia que afecta a nuestra dermis ha ganado terreno en lugares como en España.

 
Desde Blue Cap siempre ofrecemos los mejores consejos posibles recomendando siempre partir de la base de las recomendaciones ofrecidas por dermatólogos expertos.

Pero también consideramos que conocer la historia de las enfermedades de la piel, descubrir los inicios de los nuevos enemigos ayuda a combatir contra ellos. Por eso queremos acercaros la historia de la Psoriasis.

Aunque para muchos, la Psoriasis es algo novedoso e incluso desconocido, esta enfermedad que produce manchas en nuestra piel es muy antigua.

Fueron, de hecho, los antiguos griegos los primeros que identificaron y describieron esta enfermedad, aunque no la diferenciaban de forma clara de otras enfermedades secas y descamativas como la enfermedad de Hansen.

La primera mención conocida de la enfermedad se remonta a Hipócrates, conocido como el padre de la medicina. Su escuela elaboró una descripción objetiva y exhaustiva de muchas afecciones de la piel, entre las que se encontraba la psoriasis.

Las condiciones poco higiénicas y poco sanitarias de la época hacían que los brotes de psoriasis fueran muy fuertes, hasta el punto de que estos se confundiesen con enfermedades más graves y acusadas.

Se trata de una enfermedad precolombina, y esto lo prueba la presencia de la misma en indígenas americanos de raza pura. De hecho, los mexicanos apodaron a un conjunto de enfermedades dérmicas, entre las que se encontraba la psoriasis, como “sarna mentagra“.

historia psoriasis (2)Muchos años más tarde, pues tenemos que remontarnos al s. XIX, los dermatólogos europeos consiguieron al fin diferenciar entre psoriasis y enfermedad de Hansen y de hecho, ya en el s. XX se descubrió el tratamiento para la segunda.

No obstante, hasta el s. XIX no fue cuando el doctor inglés R. William realizó una descripción realmente científica de la enfermedad, diferenciándola claramente de otras afecciones dermatológicas y catalogando sus distintas formas, como la psoriasis palmo-plantar y la psoriasis inversa, aunque la catalogó erróneamente como un tipo de eccemas.

  • ¿Cómo convivir con la Psoriasis?

Evidentemente, conocer la historia de esta enfermedad que afecta a nuestra piel no nos ayuda ni a paliar sus efectos ni tampoco a conocer sus causas. Y es que, pese a ser una dolencia antigua como hemos comentado, todavía nadie ha sido capaz de conocer por qué se produce. De hecho, es una de las enfermedades de la piel que más afectan a nuestro estado de ánimo.

La aparición de manchas por nuestra piel contribuye a no vernos tan bien como deberíamos y nuestro ánimo decae casi hasta los tobillos.

Pero desde Blue Cap somos más fuertes que la Psoriaris y sabemos los diferentes trucos que existen para poder convivir cada día con esta enfermedad para, sobre todo, acabar con ella.

historia psoriasisY, aunque no lo creas, un diario, un móvil o una simple agenda pueden hacer mucho más de lo que puede parecer por una enfermedad como esta.

¿Por qué? Porque así podemos comprobar cuáles son los avances que generen los diferentes tratamientos que llevemos a cabo.

Las aplicaciones del móvil pueden ser la mejor herramienta. Casi todo el mundo cuenta en su bolsillo con un smartphone y por ello, podemos usar las distintas Apps de diario o de agenda para poder hacer el seguimiento, ¡no necesitamos nada más!

¿Qué debemos apuntar en nuestro diario?

  • Cómo nos encontramos cada día, si hemos tenido algún tipo de síntoma, cómo ha reaccionado nuestra piel ante diferentes estímulos (temperatura, medicación…), qué tipo de tratamiento estamos siguiendo y si hay alguna variación.

¿Cómo hacerlo?

  • Creemos un ritual. Por la mañana o por la noche, momento de la ducha de cada día, es nuestro instante de cuidado personal. Es el rato perfecto para examinar nuestra piel, notar pequeñas diferencias, apuntar cómo nos encontramos, qué tiempo hace, qué temperatura…

¿Cuál es el máximo beneficio de llevar un diario de nuestra psoriasis o dermatitis?

  • Hay uno y no nos hace falta ninguno más, vamos a notar mejoría en nuestra piel. Cuanta más atención le pongamos, más rigurosos seamos apuntando todo, mejor información le daremos a nuestro médico.

¡Si quieres seguir descubriendo cómo combatir contra esta y otras enfermedades no dejes de visitar nuestro blog!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *